La vida

 

26fpqut4lzk3aeceo

Modo blog, no creo que sea molesto o algo así. Es mi espacio… (cont.).

He estado bastante ocupado con mis estudios y trabajo, por eso no he podido actualizar como quisiera mi blog. Tengo varias entradas en modo borrador, pero no logro hallar el tiempo y concentración para editarlas y presionar el jodido botón de publicar.

Aún así, gracias a que casi nadie pasa por aquí, tengo más libertad para poner lo que pienso. Al fin y al cabo eso es un blog: un espacio donde anotar o rayar nuestras ideas, ¿o no?

Hay veces en que la vida se pone de acuerdo para presionarte, para perseguirte como una loca aplanadora que si te detienes te pasa por encima… Entonces, da el impulso de huir, de saltar hacia un lado y dejar que pase de largo, sin dañarte, pero, a la vez, saliéndote del camino que estabas siguiendo (y perdiendo la posibilidad de llegar al destino que querías). Últimamente siento muy seguido un poco de ganas de dar ese salto al costado y resetear todo, bajar la dificultad de esta (vida).

Eso no está bien, porque la vida es complicada para todos y no soy nadie especial que merezca una dificultad menor para recorrerla. Aún así, son pocos los momentos en que he podido estar en paz y simplemente disfrutar el día son escasos. Y me pregunto si en realidad estoy enfocándome o midiendo de forma correcta esto. Tal vez todo está muy muy bien y yo soy muy paranoico y pienso que si me tropiezo una vez, todo explotará.

Igual hay cosas buenas. Como descubrir un nuevo lugar tranquilo donde observar, relajarse y pensar en las cosas. O cosas muy buenas. Como estar muriendo y de pronto recibir un cálido abrazo y la sonrisa de alguien especial (cualquier similitud con la vida real es coincidencia… o no). Transforma la oscuridad en luz y el frío en tibieza. Es muy agradable, pero a la vez un poco aterrador. ¿Por qué? No lo sé. Estuve todo un día y una noche pensando en aquello, tratando de entender por qué algo bueno podía causarme un poco de miedo. Y creo saber por qué. En alguna parte, en el fondo de mi forma de ser, tengo miedo a las falsas esperanzas. A ser feliz y fallar y luego que todo se multiplique por menos uno.

Así que mi tarea, ahora, es dejar de auto-sabotearme y encontrar la forma de ser sincero con lo que pienso, de no bloquear y enterrar en el fondo de mi subconsciente aquello que me da miedo. Ya me pasó que estuve un largo tiempo negando la realidad para no enfrentar algo posiblemente doloroso y eso fue peor a la larga. Es hora de dejar de ponerse Shinji y ser más yo. Y aceptar la vida y envolverme en ella y dejar de huir de las cosas. ¿No es peor el arrepentimiento de no hacer las cosas que uno quiere por miedo? Como le digo a la gente, cuando me piden un consejo, y como dijo el gran Gintoki (protagonista de Gintama): Just do it.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s